<img height="1" width="1" alt="" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?ev=6016380644279&amp;cd[value]=0.00&amp;cd[currency]=USD&amp;noscript=1">
canal-comstor-logo
El blog de Comstor México
  • Cisco Intersight: gestión de centro de datos basada en la nube
  • ¿Sus clientes están preparados para la nueva generación de red?
  • 3 recomendaciones para poder escoger un firewall de última generación
  • Cisco Intersight: gestión de centro de datos basada en la nube
  • ¿Sus clientes están preparados para la nueva generación de red?
  • Seguridad digital: los 6 principios de la defensa integrada contra amenazas

Como El Internet de Todas las Cosas impacta redes corporativas

Publicado en 29-sep-2014 5:00:00

Gran flujo de datos genera impacto en el backup, seguridad, integración, soporte, entre otros.

140929_©-bluebay2014_InternetRede_Blog

 

La implementación  del Internet de Todas las Cosas va generar grandes cantidades de datos, que necesitarán ser procesados y analizados en tiempo real. Ese procesamiento aumentará la proporción de las cargas de trabajo de los Data Centers, haciendo  que los proveedores tengan nuevos desafíos de seguridad y capacidad para lograr atender proactivamente a las prioridades de negocios asociados al nuevo modelo.

 

Además, desafíos familiares a TI, como seguridad, conformidad, integración de aplicativos, entrenamiento, soporte y restricciones de presupuesto van a ser ampliados.

 

La nuevo arquitectura presenta desafíos significativos a los equipos de operaciones, pues necesitarán gestionar todo el ambiente como una entidad homogénea, en cuanto monitorean y controlan también equipamientos individuales. Además de eso, hacer backup de ese volumen de datos levantará cuestiones de gobernanza potencialmente no solucionables, tales como el ancho de banda de red y del almacenamiento remoto.

 

Además del almacenamiento de datos, está también la cuestión de seguridad. La creciente digitalización y automación de los millares de dispositivos implantados en diferentes áreas de los ambientes urbanos van a dar origen a nuevos desafíos de seguridad para muchos sectores, especialmente por el hecho de que el Big Data – creado a partir de la implantación de innumerables dispositivos – aumentará, drásticamente, la complejidad de seguridad. Eso, a su vez, impactará en las exigencias de disponibilidad, que también deben crecer, poniendo procesos de negocios en tiempo real y seguridad personal en riesgo.

 

Como ya ocurre con los equipamientos de medición inteligente y automóviles cada vez más digitales, habrá un amplio volumen de datos forneciendo informaciones acerca del uso personal de los dispositivos que, si no son seguros, pueden abrir camino para violaciones de privacidad. Eso es un desafío, pues la información generada por El Internet de Todas las Cosas es esencial para traer mejores servicios y la gestión de esos aparatos.

 

El impacto en la infraestructura de almacenamiento es otro factor que contribuye para la demanda creciente. Aumentar la capacidad es uno de los problemas que deberán ser resueltos, pues esos datos se vuelven más presentes. El foco actual necesita ser en la capacidad de almacenamiento y en saber si el negocio es capaz de recolectar y usar datos de una manera efectiva también en términos de costos.

 

Ya en el mercado de servidores, el impacto será ampliamente con foco en la inversión creciente en segmentos-llave y organizaciones relacionadas a ellos, en los cuales la Internet de Todas las Cosas pueda ser rentable o genere valor significativo. Actualmente, por ejemplo, los links WAN de Data Center son dimensionados para la necesidad de ancho de banda moderado, generada por interacciones humanas con aplicaciones. El Internet de Todas las Cosas debe cambiar esos padrones o transferir grandes volumenes de datos de sensores de mensajes pequeñas al Data Center para procesamiento, aumentando la necesidad del ancho de banda de red.

 

En una reciente investigación de Information Week acerca de WANs de última generación, el 68% de los encuestados apuntaron que la demanda por ancho de banda WAN va aumentar a lo largo del próximo año, pero solamente el 15% dijeron que estaban en expansión de capacidad.

 

La diferencia de ancho de banda entre la necesaria y la disponible es grande. En algunas partes del mundo, las empresas pueden comprar una gran cantidad de capacidad mientras que en otras regiones esta tampoco existe. Esas limitaciones van  a impedir la implantación de estrategias de TI corporativas relacionadas al ancho de banda en algunas empresas globales. Además, independiente del ancho de banda, las empresas van a mirar enormes cantidades de tráfico provenientes de un gran número de fuentes, exigiendo de sus TIs un planeamiento para optimizarlo de forma más rigurosa.

 

Empresas que se preparan para explorar esa oportunidad van a tener ventajas sobre concurrentes que no lo hacen, y cuanto más temprano combinen sus inversiones con visión de futuro y necesidades inmediatas, mejor. CIOs y administradores de sistemas deben empezar a formular un plan de tecnología sólida para se preparar para el crecimiento de la IoT.

 

New Call-to-action

 

Fuentes:

http://www.computerweekly.com/news/2240223584/Internet-of-Things-already-stretching-networks-to-capacity

http://www.itforum365.com.br/noticias/detalhe/2260/internet-das-coisas-pode-estrangular-o-trafego-de-dados

http://idgnow.com.br/blog/tech-insights-trends/2014/04/05/seu-data-center-esta-preparado-para-o-big-data-da-internet-das-coisas/



Categorias: Internet of Everything