<img height="1" width="1" alt="" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?ev=6016380644279&amp;cd[value]=0.00&amp;cd[currency]=USD&amp;noscript=1">
canal-comstor-logo
El blog de Comstor México
  • ¿Sus clientes están preparados para la nueva generación de red?
  • Seguridad Digital: los 6 principios de defesa integrada contra amenazas
  • 3 recomendaciones para poder escoger un firewall de última generación
  • ¿Sus clientes están preparados para la nueva generación de red?
  • Phishing dirigidos: cómo proteger a tu empresa de esta amenaza
  • Seguridad digital: los 6 principios de la defensa integrada contra amenazas

El lado negativo de la identificación biométrica

Publicado en 18-ago-2016 5:00:00

Es un sistema seguro, ya que cada persona tiene características únicas, sin embargo, debe usarse como un complemento para la seguridad.

El lado negativo de la identificación biométrica 

En la película “2001: Odisea del espacio” de Stanley Kubrick estrenado en 1968, se mostró por primera vez una escena con identificación biométrica en el cine, junto con el reconocimiento de voz en uno de los mecanismos utilizados por los astronautas. En 1971, en “007 – Los diamantes son eternos” le llegó su vez a la huella digital. En 1982, en la película “Blade Runner – El cazador implacable” apareció otro momento de biometría con el reconocimiento de ojos, y, en la película “Star Trek II: la ira de Khan” del mismo año, apareció el reconocimiento de la retina.


Son escenas clásicas en las que se juega con las posibilidades que la tecnología ofrece para usar esos sistemas en la vida real, ya que la biometría (estudio estadístico de las características físicas o comportamentales de los seres vivos) señaló que cada persona tiene una firma biológica única, como el padrón de las venas sanguíneas de las manos, el formato del rostro, la huella digital o los diseños en el iris de los ojos, los cuales pueden ser usados para identificación.


A partir de entonces, instituciones bancarias desarrollaron dispositivos capaces de recoger esas informaciones de sus clientes y transformarlas en una posibilidad a más de seguridad para sus contraseñas y tarjetas de acceso. Por tratarse de un sistema nuevo en Brasil, la biometría aún es vista con desconfianza y es rechazada por los clientes, pues tienen miedo de que los secuestren y los lleven hasta una agencia para que saquen dinero o que ladrones les amputen las manos para acceder a sus cuentas.


Aunque el sistema es opcional, los bancos hacen campañas de concientización para desvendar los mitos y conquistar más adeptos a esta tecnología, ya que la biometría agiliza el sistema y disminuye largas filas en los cajeros electrónicos.


Es un ejemplo sencillo, pero hoy en día es posible pasar por registradoras, usar ascensores, desbloquear celulares con un simple toque que lee las huellas digitales. 

 

3 recomendaciones para poder escoger un firewall de última generación

 

En cuestión de seguridad, la biometría también es usada en los bancos de datos de la policía, en los documentos de identificación de una persona e inclusive utilizada en los sistemas de inmigración para registrar la entrada y salida de extranjeros de un país.


En el mercado al por menor existen sistemas que logran hacerle un reconocimiento facial a todos los clientes que entran en una tienda al recoger imágenes hechas por una cámara que parece común. Con esa herramienta, se puede acompañar también el comportamiento de consumo de los clientes más fieles al contabilizar, por ejemplo, cuantas veces visita la tienda y en qué periodos del año. También se puede registrar los rostros de ladrones y enviar una alerta a la administración informando la presencia de la persona y que debe ser vigilada.


También existen bancos de ADN, que combinan informaciones de clínicas y hospitales con el banco de datos de la policía, por ejemplo, ayudándole a resolver misterios médicos y criminales. En fin, las posibilidades son infinitas y difícilmente alguien en este mundo está exento de algún tipo de biometría.


Y aunque sea un sistema seguro, lo que poco se habla es que ninguno de los lugares que almacenan sus identidades biométricas son seguros o exentos de ataques de hackers.


Esto significa que la mayoría de las identidades biométricas son susceptibles a robos y a que se reutilicen fácilmente, pues a diferencia de la clonación de tarjetas y contraseñas, es imposible que un individuo adquiera una nueva identificación, lo que pone en riesgo toda su información personal. Por eso es que hoy la biometría se usa apenas como complemento de la seguridad de otros dispositivos existentes.


Por seguridad, quien tenga sus huellas digitales u otro tipo de información biométrica recogida, debe exigir otra herramienta de seguridad para acceder a sus datos y continuar disfrutando de los servicios que la empresa ofrece, bien sea por medio de un dispositivo PIN, tarjeta o clave de números.

 

Fuentes:
http://www.infoworld.com/article/3060856/security/the-dark-side-of-biometric-identification.html
http://www.mundodosbancos.com/biometria-tecnologia-seguranca-bancaria/
https://cinemaedebate.com/2009/07/13/2001-%E2%80%93-uma-odisseia-no-espaco-1968/ 

 



Categorias: Seguridad, Seguridad Digital, Identificación Biométrica